Sordera no atencional: Lo siento, ¿Qué? | Psicologia

3년 전

Sordera1.jpg
Fuente: Pixabay

Tal vez te ha pasado que estás hablando con alguien y de repente notas que esa persona no te está prestando atención. En ese momento te mira y dice "¿Qué acabas de decir?". Es frustrante, y a todos nos ha pasado ¡Incluso hemos sido los que lo dicen! Pero siendo honestos, para nosotros es algo difícil comprender como alguien con quien estabas hablando puede de un momento a otro "desconectarse" de una conversación que están teniendo.

Pero sin embargo, pruebas y experiencias tanto a nivel personal como respaldadas por entes especializados verifican la realidad: no es un fenómeno aislado y pasa en todas las culturas. Se llama "Sordera no atencional" y tiene mucho más que ver con la conexión que tiene la vista con el sistema de alerta humano que con ser ignorado intencionalmente.

Teoría de carga perceptual: ¿Cómo procesamos lo que ocurre a nuestro alrededor?

Todo nuestro cerebro está siempre recibiendo estímulos exteriores. Ante esto, dependiendo de nuestra condición personal y nuestra neurología determinada (si somos o no neurotípicos) tendremos respuestas variables y personales para cada uno. Esto ocurre de forma inconsciente, sin que exista un proceso de razonamiento obvio para lograr recibir estos factores estimulantes.

¿Cómo ocurre el proceso de percepción de forma natural?

  • Selección: nuestro sistema nervioso distingue el estimulo que prevalence, que necesita nuestra atención inmediata. Esto ocurre casi siempre de forma inconsciente, aunque una persona puede elegir a que prestar atención de manera específica dependiendo del caso.
  • Organización: a partir de la diferenciación de conscientes o inconscientes que tengamos, se activa el proceso neuronal encargado de responder a él. Estos son los receptores distribuidos por todo nuestro cuerpo, y que viajan a alta velocidad para permitir el procesamiento de información de forma efectiva. En este punto nos enfocaremos a nivel de carga perceptual.
  • Interpretación: los estímulos a nuestro alrededor son interpretados por nuestro cerebro y sistema nervioso en cuestión de segundos. Luego de esto son separados dentro de nuestro rango de acción inmediata, indicando a cual es más necesario atender.

Es importante en este punto recordar que los sentidos siempre están alertas en mayor o menor medida a todo lo que nos rodea, y de forma general, eligen a que prestar atención de forma mayoritaria. En esto interviene la carga perceptiva, que rankea en nivel de "relevancia" todo lo que ocurre a nuestro alrededor y decide que poner como primordial.

5sentidos.jpg
Fuente: Hafiza Rabbia

A nivel de percepción, la carga estimulante se organiza de la siguiente manera:

  1. Visual.
  2. Auditiva.
  3. Olfatoria.
  4. Gustativa.
  5. Táctil.

NOTA: Exceptuando situaciones en las que un sentido predomine de forma esencial (escuchar música, comer, oler perfumes, sentir una caricia, etc) este es un orden bastante estándar.

Aunque la teoría que define esto (Teoría de carga perceptual) es aún bastante discutida, podemos ver que tiene una razón valida para existir como fundamento científico. Mayormente porque se basa en conocimiento aplicable a lo que existe como entorno y accionar humano, que demuestra que no se le presta atención a todo por igual.

Bajo la teoría de la carga perceptual se observan algunos factores destacados como indicadores generales de su validez. Estos se pueden resumir de la siguiente manera:

  • Los recursos de atención humana son limitados bajo condiciones normales (sin liberación de adrenalina).
  • Los estímulos se clasifican en relevancia de acción (sobre el estimulo), de más relevante a menos relevante de forma automática.
  • Los recursos de atención se usan por completo (en escala de importancia).
  • La memoria de acción o de trabajo puede suprimir estímulos adicionales a los relevantes.
  • La carga perceptual puede ser 'superada', llevando a una sobrecarga de estímulos.
  • No es fija, y puede mutar dependiendo del entorno o necesidad.

Sordera no atencional: funcionamiento de la carga perceptual aplicada

Ahora que sabemos sobre que se asienta la teoría de sordera no atencional, podemos proceder a explicar como ocurre realmente. La parte del cerebro que modula la memoria de trabajo (sobre la cual actúa la teoría de carga perceptual) es llamada córtex frontal dorsolateral. Esta parte, por lo general, trabaja en conjunto con el resto del cerebro para coordinar el "foco" que tenemos sobre acciones determinadas.

Basados en la existencia de una capacidad limitada de atención y el hecho de que se distribuya acorde a nuestras necesidades inmediatas, debemos asumir que nuestro cerebro hace un proceso de descarte. Durante este, se eliminan o ponen en mute estímulos que no sean relevantes para la tarea que se tienen en las manos. Considerando que el principal sentido que se usa es la visión, es normal considerar la existencia de una sordera temporal y selectiva, relacionada con estimulos que puedan evitar que se preste la atención necesaria a los estímulos visuales.

La corteza cerebral (y la parte encargada de la percepción, análisis y reacción a agentes externos) define entonces la relevancia de los estímulos según el proceso de percepción tradicional. Siguiendo el ranking se asume entonces que la visión, siendo un sistema tan complejo para captar información, no solo limita la capacidad auditiva, sino también la de reacción a otros factores. Esto se demuestra en acción con los momentos en los que un estímulo visual que requiere concentración (ver la pantalla de una computadora o un teléfono) anula de forma parcial o total el sistema auditivo.

Experimento práctico: Prueba del gorila invisible


Fuente: YouTube

Hagamos un pequeño experimento para comprobar la carga perceptual. En el video anterior, cuenta la cantidad de pases que hacen las personas de blanco. Concentrate en ellos, porque es importante que registres de forma precisa la cantidad de veces que pasa la pelota de un lado a otro. Una vez hecho eso, te pregunto ¿Viste al gorila?

La sordera no atencional tiene un paralelo en la ceguera que se presenta por concentración en detalles que no son necesariamente visualmente relevantes para la tarea. Esto se ha comprobado más allá de duda razonable con la prueba del Gorila Invisible. Esta es hecha donde un sujeto de prueba es requerido que preste atención a una tarea visualmente relevante, mientras que a su alrededor ocurren otras cosas. Un porcentaje grande de los sujetos de estudios no verán a un "gorila" que pasa por su campo visual frontal porque está concentrada en una tarea específica compleja.

Para la prueba se les pide a los sujetos que cuenten o disciernan otro tipo de dato sobre los objetos móviles a los cuales deben prestar atención. Esta ceguera selectiva comprueba la existencia de una sordera asociada a tareas de complejidad superior a nivel visual. También se conoce una prueba llamada "Test de cóctel" que funciona bajo el precepto de que en un ambiente con gran variedad de estímulos auditivos (en este caso, una fiesta de cóctel) podemos "poner en mute" estímulos no relevantes. Nuestro cuerpo los percibe de igual manera, pero los pone en un nivel de prioridad muy inferior a lo que necesita nuestra atención a nivel visual y auditivo.

¿Qué definimos entonces de la sordera no atencional como fenómeno?

Sordera2.jpg
Fuente: Pixabay

Este es un fenómeno que se experimenta a lo largo de todas las culturas, pues va más allá de cualquier predisposición de atención inculcada. Es un sistema primitivo, que puede tener su base en la necesidad de enfocarse en ciertos factores para garantizar la supervivencia como especie. De esta manera, suprimiendo estímulos no relevantes (en este caso, la audición sobre tareas visualmente complejas como la vigilancia) se asegura el cumplimiento cabal de las actividades predeterminadas.

Los estímulos auditivos son por lo tanto, dejados en un tercer plano de acción. Siendo los primeros dos pasos (percepción y reacción a estimulo) los principales durante periodos determinados. Esto indica que cuando sientes que alguien no te escuchó, es probable que tuviese un estimulo visual superior que requiriera el uso de los recursos de percepción para desarrollar la tarea. Sin embargo, el único sistema que disminuye o suprime el resto de los sentidos (en especial la audición) es la vista.

Esto se puede comprobar una vez que se invierte la relevancia de estímulos, colocando tareas de complejidad superior en la audición. Este sentido está íntegramente ligado a la visión, por lo que se pueden hacer pruebas cognitivas que indiquen la superioridad de un sentido por encima del otro. Por ejemplo, colocando un sonido por encima de una imagen móvil y pidiendo al sujeto de prueba que asocie el sonido con una imagen en especifico. Para aumentar la complejidad, se puede eliminar la mayoría del estímulo visual, y dejar el auditivo como superior. En este caso, el sujeto de prueba actuará acorde a la tarea con ambos sentidos en simultáneo.

¿Qué factores son determinantes para comprobar la presencia de sordera no atentiva?

  • Demanda visual potente (tarea compleja).
  • Movimiento ocular reducido.
  • Dificultad para abandonar la tarea demandante a nivel visual.
  • Inabilidad para responder de inmediato ante estímulos auditivos.

Así que no te molestes al escuchar "Lo siento ¿Qué?"

El cerebro humano funciona de maneras extrañas, y en muchos casos aun no comprendidas en su totalidad. Así que la próxima vez que sientas que alguien te ignoró, piensa en que esa persona puede estar sufriendo de sordera no atencional. ¡Comprende su cerebro!

Fuentes:

-A.

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!
STEEMKR.COM IS SPONSORED BY
ADVERTISEMENT