Sobre "El dilema social" de Netflix

작년

Comencé a ver hace días un interesante documental de Netflix sobre las redes sociales y anoche por fin lo terminé.

Realmente me causó una gran impresión, porque aunque ya muchos sabemos que Google, Facebook y otras redes sociales recaban todo tipos de datos a partir de las búsquedas de los usuarios, así como de sus likes y publicaciones para hacer un tipo de venta más personalizada, de lo que no me había percatado de un modo tan consciente es de que es un mundo que funciona prácticamente sin regulaciones ni leyes, en el que las grandes empresas son las defendidas por ley y no las personas.

Me gustó mucho también la explicación sobre el hecho de que los seres humanos estamos por naturaleza inclinados a relacionarnos con otros, pero que nuestro cerebro no ha evolucionado para que nos podamos relacionar de un modo efectivo con los volúmenes de amigos que se poseen en las redes sociales, lo que genera que estemos constantemente esperando una respuesta positiva de los otros que nos genera ansiedad e inquietud.

Me sorprendió y atemorizó lo poco morales que son las recomendaciones que nos llegan a partir de los datos recabados sobre nuestros gustos y elecciones en internet, y que tienen más que ver con lo que nos puede mantener conectados que con cualquier otra cosa, de manera que nos puedan vender más cosas adaptadas a nosotros.

Esto me impactó porque dependiendo del país las búsquedas sobre determinados temas ofrecen opciones muy diferentes, por ejemplo sobre el cambio climático, pueden decir por igual que es una mentira, como que está destruyendo el planeta.

Lo cierto es que la verdad es lo menos importante, lo que importa es que el tiempo que te mantengas mirando la computadora o el teléfono, de modo que esa atención pueda ser rentabilizada por patrocinadores.

Los que hablan en el documental son extrabajadores de Google, Facebook, Twitter, Instagram y todos reflexionan sobre la necesidad de romper con esa manipulación psicológica, por ejemplo no aceptando ver algo que nos recomiendan, o no permitiendo la personalización de lo que nos venden.

Pero sobre todo tratando de controlar que los jóvenes participen a corta edad de redes sociales, porque el efecto en ellos es aún mayor, ya que poseen menos criterios y referencias para defenderse de esta manipulación.

Así que sugieren que puedan tener redes sociales a partir de los 16 o bien que se fije un tiempo para navegar durante el día, o que dos horas antes de dormir los teléfonos se apaguen y se saquen de los cuartos.

En definitiva, un sumamente interesante, polémico y subversivo documental en el que participa gente que ha trabajado en las entrañas de estas redes sociales y conoce de cerca cómo se han creado y para qué.

Les dejo unas fotos tomadas a mi tele de la promoción en Netflix del documental.

The social dilema.jpg

Social dilema.jpg

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!
STEEMKR.COM IS SPONSORED BY
ADVERTISEMENT
Sort Order:  trending

Interesantísimo post y muy bien estructurado sobre las redes sociales. Por desgracia, como bien dices, son lugares donde la manipulación es tan soberbia, que pueden considerarse tan peligrosas como una pistola cargada de balas. Quizás por eso, porque somos fácilmente manipulables, sobre todo si nos ponen el caramelo del dinero por delante, en las redes sociales en las que de alguna manera participo, no suelo poner nunca o casi nunca, datos personales, aunque eso resulte también insuficiente como evitar las manipulaciones. Hace tiempo que se cumplieron las profecías de Huxley y el Gran Hermano podría decirse que nos tiene pillados por...Que cada uno saque sus propias conclusiones. Abrazos

·

Hola amigo juancar, como bien dices, eso es un mundo muy bien orquestado para que no seamos muy conscientes de las manos que mueven los hilos, por eso es tan importante que se divulgue la información, por lo menos así participamos de ellas de un modo más consciente y menos ingenuo, un gran abrazo y feliz comienzo de semana.