Gritos De Libertad | Quinta Parte

11개월 전

Gritos De Libertad


city-1651993_640.jpg

Foto de Pixabay


La coordinación del ejército traído por el Coronel Escobar no tiene comparación, el ataque más grande hasta los momentos y ni siquiera pudieron acercarse hasta el edificio, todo lo que intentaba acercarse era neutralizado máximo a cincuenta metros del área, la defensa más férrea que se había visto jamás.

Uno de los soldados de mi tío se acercó corriendo a donde nos encontrábamos todos descansando para darme la noticia más preocupante que podía haber recibido… El soldado Reyes había sido encontrado con el cuello cortado dentro del edificio, sin embargo, ningún soldado enemigo había podido haberlo hecho, pues nadie había llegado cerca el área.

Solo podía significar una cosa… Había infiltrados entre nuestras líneas…

Pero… ¿Quién?

¿Podría haber sido un soldado del Coronel?

O por el contrario, ¿Uno de los míos?

La noticia causó preocupación entre mis hombres, nuestra zona segura estaba comprometida… Y no sabíamos en quien confiar…

—¿Alguna idea de quien pudo haber sido? —Pregunté a Fernández, quien había sido el emisor de tan nefasta noticia.

—No lo sé Señor, no había nadie cerca del cuerpo. —Me contesta.

—Llevame al lugar. —Le ordené.

Llegamos de inmediato, el cuerpo seguía caliente, no podía haber pasado mucho tiempo y la sangre estaba comenzando a coagularse.

—Entiendo, lleven el cuerpo abajo y no comenten esto con nadie, no quiero causar pánico.

Así lo hicieron, y yo… Tenía claras sospechas.

Fui hasta donde se encontraba mi tío y ordené a mi escuadrón colocarse en posición junto al resto de soldados.

Siguiente ataque, observar al Coronel al mando, dirigiendo las tropas, era casi como ver a un director con su orquesta, toda una obra de arte… Se podía escuchar la Quinta de Bethoven saliendo de sus fusiles, era increíble.

Todos estábamos tan metidos en los disiparos que olvidamos lo que había ocurrido con Reyes… Al terminar la defensa, fui un segundo a solas con el Coronel y le comenté todo.

—Hiciste bien, que nadie se entere por los momentos. —Me ordenó. —¿Sospechas de alguien Francisco?

—Si, pero tengo que revisar el cuerpo bien antes de hacer alguna acusación. —Le comenté.

—Ve abajo y haz lo que tengas que hacer; yo me encargo de defender el edificio.

¡BOOM!

Suena una explosión en la entrada.

—Corre Francisco, no estaremos seguros hasta saber quien fue el asesino, yo me hago cargo de todo. —Ordena el Coronel.

Fui corriendo y llevé conmigo a un soldado del equipo médico que pudiese confirmar mis dudas.

—¿Con que cree fue hecho el corte? —Pregunté al médico.

—Con un cuchillo señor. —Responde.

—Bien, venga conmigo, debemos hablarlo con el Coronel.

Entramos a una habitación con solo una silla, lo até a ella y le quité su teléfono celular.

Era él.

—Respuesta incorrecta, la herida fue claramente hecha con un bisturí.


1551245939962.png

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!
STEEMKR.COM IS SPONSORED BY
ADVERTISEMENT
Sort Order:  trending

Tremendo relato amigo. Me dan algunas ideas!

Me gusto mucho la narrración, está muy bien escrito. Te felicito , voy a estar pendiente de los proximos capítulos y buscaré los primeros.